Clínica Dental Boca Boca, Málaga

Spanish Arabic Chinese (Traditional) English French

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Clínica dental Boca&Boca Málaga ¿ Puede el biberón dañar los dientes de su hijo?

¿ Puede el biberón dañar los dientes de su hijo?

 Clínica dental Boca&Boca Málaga ¿puede el biberón dañar los dientes de mi hijo?
No, el biberón no pica los dientes.

Lo que produce la caries dental es el líquido que está dentro de él (leche con azúcares, gaseosas, siropes, cereal, etc.y aún la leche pura.

Todos estos líquidos, aunque usted no les agregue nada, tienen azúcar. Al quedarse el niño dormido con el biberón, el líquido se empoza alrededor de los dientes creando un ambiente propicio para el desarrollo de las bacterias y la placa dental , que es lo que se necesita para producir las caries.

 Si su bebé necesita un biberón para poderse dormir, llénelo sólo con agua. No ponga leche materna ni fórmula para bebés en el biberón de la noche. No ponga jugo de frutas ni líquidos dulces en el biberón. Estos líquidos se acumulan alrededor de los dientes del bebé mientras duerme y pueden causar caries. El agua no puede dañar los dientes. En el biberón de la noche, cualquier líquido que no sea agua puede causar caries.

La caries del biberón puede causarle al bebé mucho dolor. Puede que haya que tratar el daño a los dientes en el hospital. Proteja los dientes de su bebé aun antes de que salgan. Una vez al día, límpiele las encías suavemente con una toallita limpia y suave. Asegúrese de limpiarle las encías y los dientes.

A los seis meses, enséñele al bebé a usar una taza. Puede llenarla con leche materna o fórmula. Cuando su bebé cumpla 1 año, ya no tendrá que usar el biberón y usará la taza. Darle la taza ahora ayuda a prepararlo para este cambio en su vida. También ayuda a prevenir la caries del biberón y le da a su hijo una sonrisa sana y brillante.

Antes de la hora de dormir, dele al bebé un abrazo. Préstele mucha atención para consolarlo en vez de darle el biberón. También puede darle una cobija o un juguete suave que pueda agarrar. Usted lo puede consolar mucho más que cualquier biberón.